Consejos para viajar a Nueva Zelanda en furgoneta

Que Nueva Zelanda tiene unos paisajes que parecen sacados de otro planeta es innegable. Las islas de Aoteaora (su nombre maorí) te esperan con bosques de kauris y helechos plateados, volcanes, glaciares, playas e, incluso, desiertos. La mejor manera de conocer a fondo el país es, sin dudarlo un momento, haciendo un road trip por Nueva Zelanda en coche o, mejor aún, en furgoneta o caravana. Para que tu viaje sea de 10, en IATI, expertos en seguros de viaje, hemos reunido todos los consejos que necesitas para viajar a Nueva Zelanda en furgoneta.

viajar en furgoneta en Nueva Zelanda

¿Por qué hacer un road trip por Nueva Zelanda en furgoneta?

Aunque las distancias en Nueva Zelanda no son largas, lo cierto es que el transporte público no cubre todos los rincones turísticos y es muchísimo más cómodo y agradable si conduces a tu aire un coche o una furgoneta. La sensación de ser el dueño de tu tiempo, de poder dormir con vistas a un lago rodeado de montañas, cocinar con vistas a un glaciar y hacer todas las paradas que necesites te enganchará y, por ello, viajar por Nueva Zelanda en furgoneta es, más allá de ver sus paisajes de infarto, una experiencia.

Por otro lado, no mentimos si decimos que Nueva Zelanda es el país más preparado del mundo para hacer un viaje en furgoneta. Además de tener unas carreteras en muy buen estado, un montón de campings (gratuitos y de pago) para pernoctar y todo tipo instalaciones para facilitar la vida a los campistas, existen hasta aplicaciones móviles para que tu ruta por Nueva Zelanda en furgoneta o coche sea como un juego de niños.

Además, aquí entra en juego también el tema económico. Aunque alquilar una furgoneta en Nueva Zelanda puede parecerte caro, lo cierto es que es la manera más barata de conocer el país. Existen muchos lugares para dormir que son gratuitos, pero, además, podrás cocinar tu propia comida en tu cocina y, por tanto, reducir muchísimo el coste del viaje.

Si ya te hemos convencido, sigue leyendo, vamos a darte un montón de consejos para hacer un road trip por Nueva Zelanda.

road trip en Nueva Zelanda

Consejos para hacer una ruta en furgoneta por Nueva Zelanda

1. Elige un buen momento para hacer un viaje a Nueva Zelanda

Aunque siempre es un buen momento para hacer un viaje a Nueva Zelanda en furgoneta, te recomendamos investigar un poquito sobre el clima, teniendo en cuanta las actividades que tengas en mente realizar. Si estás muy interesado en hacer cosas al aire libre, nuestro consejo es que optes por viajar a mediados-finales de la primavera, verano o comienzos-mediados del otoño. Considerando que Nueva Zelanda se ubica en el hemisferio sur, la primavera tiene lugar entre septiembre y diciembre, el invierno entre diciembre y marzo y el otoño entre marzo y junio.

Como ocurre en la mayoría de los países, durante el verano se incrementan los precios de los alojamientos y los alquileres de furgonetas y coches. Por ello, si quieres ahorrar un poco, te recomendamos evitar el mes de diciembre y enero (especialmente el período navideño).

De otro lado, si eres un apasionado del esquí o el snowboard, prepara tu viaje a Nueva Zelanda en furgoneta para los meses de julio y agosto, cuando la nieve está en su mejor estado.

2. Diseña la ruta de tu road trip por Nueva Zelanda en furgoneta

¡Hay muchísimo que hacer en Nueva Zelanda! Aunque no hace falta que confecciones una ruta cerrada, uno de los consejos para viajar a Nueva Zelanda en furgoneta que te podemos dar es que hagas un diseño del itinerario que quieres hacer. Esto requiere investigar un poco qué puntos quieres visitar, cómo unirlos, cuánto se tarda… Si quieres un poco de inspiración, echa un vistazo a este itinerario de 18 días por Nueva Zelanda en autocaravana.

La mayoría de los viajeros suelen comenzar su ruta por Auckland, la capital de Nueva Zelanda, y después de recorrer la isla norte, pasan a la isla sur en ferri para dejar el coche o la furgoneta en Christchurch. Después, dependiendo desde dónde salga su avión de regreso a casa, toman un vuelo que une ambas ciudades o no. Puesto que la mayoría de las compañías de alquiler de vehículos cobran una tasa o fee por devolverlo en una oficina diferente a la de recogida, te animamos a valorar la mejor opción para ti comparando los precios tanto del alquiler como de los vuelos que tengas que comprar.

ruta en furgo por Nueva Zelanda

3. ¿Furgoneta, coche o autocaravana?

¡Esta es la pregunta del millón! Una de las decisiones más importantes a la hora de hacer un road trip por Nueva Zelanda es valorar si quieres alquilar un coche, una furgoneta o una caravana. Cada vehículo tiene sus ventajas y desventajas, pero podríamos resumirlas de la siguiente manera:

  • Coche: es bastante más económico, pero no te permite dormir o cocinar. Si no tienes pensado dormir en tienda de campaña, tendrás que pagar por alojarte en hoteles u hostales.
  • Furgoneta: es una opción más cara que el coche. Podrás dormir de manera gratuita en muchos campings (dependiendo de si es self-contained o no, como te contaremos más adelante) y cocinar, lo que te permite ahorrar.
  • Autoaravana: estos vehículos son más caros que las furgonetas pero también mucho más cómodos. La mayoría de ellos tienen baño y ducha y son self-contained, lo que permite pernoctar en muchos lugares de manera gratuita. En muchas de ellas caben más de 2 personas, por lo que suele salir a cuenta si sois varios.

Por supuesto, existen diferentes tipos de coches, furgonetas y autocaravanas. En cualquier caso, la clave está en el presupuesto que tengas pensado y el número de personas que vayan a viajar.

Por otro lado, para que tu viaje por Nueva Zelanda en furgoneta o coche sea un poquito más económico, es esencial que no dejes este asunto del alquiler para tarde. Reserva con unos meses de antelación no solo te garantiza tener más variedad, sino que suele ser más económico. Además, valora la posibilidad de alquilar modelos de vehículos más modernos o diésel, puesto que, de esta manera, ahorrarás un poco más en combustible.

alquilar coche en Nueva Zelanda

 

4. ¿Self-contained o no?

Empecemos por la norma: no se puede acampar ni pernoctar con una furgoneta o autocaravana en cualquier sitio de Nueva Zelanda. Existe una regulación y solo se podrá hacer en las zonas permitidas y en los campings. Además, hay zonas en las que se permite pernoctar solamente si tienes una furgoneta o autocaravana que sea self-contained, es decir, que tenga un depósito de aguas grises, un wc, un fregadero y una basura y, por tanto, tenga una autorización de que es self-contained. Para obtener esta acreditación, el vehículo tiene que haber pasado unos controles y, por ello, tiene una pegatina que se suele poner en la parte trasera para que la policía pueda ver que lo es.

¿Cuál es la ventaja de alquilar una furgoneta self-contained? Que estarás autorizado para acampar en muchos más sitios autorizados de manera gratuita. Si no eres self-contained, te arriesgas a una multa. La desventaja, por supuesto, es que alquilar de esta manera es un poco más caro. Por ello, tienes que valorar un poco la situación. Ver si te interesa aumentar el coste del alquiler. Si, por comodidad y por el tema de tener electricidad por las noches, piensas pernoctar mucho en los campings de pago, quizás no te sale a cuenta ser self-contained.

Existen apps donde podrás obtener toda la información que necesitas para saber si esas zonas de acampada son para self-contained o no.

qué significa furgoneta self contained

5. Investiga a ver si hay algún relocation interesante

Como te hemos contado más arriba, la mayoría de los viajeros que hacen un road trip por Nueva Zelanda alquilan vehículos en una ciudad y la devuelven en otra distinta. Puesto que las empresas de alquiler necesitan devolver esos vehículos a la ciudad de origen, en lugar de que lo hagan sus empleados, ofrecen lo que se conoce como un relocation, es decir, que el viajero traslade el vehículo casi de manera gratuita durante un número de días. Esto suena fenomenal, ¿verdad? Sin embargo, hay que tener en cuenta que el tiempo suele ser muy limitado, puesto que no es aconsejable para aquellas personas que quieran desviarse de la ruta o ir despacio. Además, puede incluir un límite de kilómetros y en muchos casos tendrás que pagar tú el combustible. Una buena página para encontrar estas relocations es Imoova. Ahí podrás ver las condiciones de cada caso y valorar si cuadra con tu ruta en furgoneta por Nueva Zelanda.

6. Elige una buena compañía de alquiler y reserva con antelación

Nueva Zelanda es el paraíso de las furgonetas y las autocaravanas, ¡hay un montón de marcas! Las más reconocidas son Jucy, Britz, Maui y Mighty Campers, pero hay muchas más como Spaceships, Hippie Camper, Escape Campervans o Tui Campers, que se suelen ver menos en internet, pero que son también fiables. Estudia bien cada una de ellas, mira los precios, los modelos de vehículos que tienen, la antigüedad de los coches y, por supuesto, el tipo de seguro que incluyen (franquicias, depósito…).

La mayoría de las empresas de alquiler en Nueva Zelanda incluyen algunos básicos cuando alquilas con ellos un vehículo. Estos suelen ser la ropa de cama y las toallas, un calentador y menaje de cocina. Estudia bien qué te ofrecen y añade al alquiler los extras que vas a necesitar. En caso de que lo veas muy caro, no te preocupes, podrás comprarlos por muy poco dinero en unas tiendas que se llaman The Warehouse o en Salvation Army.

Por otro lado, si estás pensando hacer un viaje en autocaravana por Nueva Zelanda con niños, considera que necesitarás alquilar una silla de seguridad. No sale demasiado a cuenta traerla desde tu país, ya que la mayoría de las empresas de alquiler tienen un precio máximo. Es decir, normalmente te cobrarán hasta un máximo de días y a partir de cierto punto (normalmente el 5º) ya no se cobra más. Lo normal es que pagues unos 10$ al día.

Finalmente, si vas a viajar por Nueva Zelanda varios meses, puedes barajar la opción de comprar un coche o una furgoneta. Muchos viajeros se decantan por esta posibilidad, puesto que es relativamente fácil comprar un coche y luego revenderlo por casi el mismo precio, así que los costes disminuyen considerablemente.

alquilar furgoneta en Nueva Zelanda

7. Ahorra colas haciendo el check-in online

Muchas empresas de alquiler de vehículos te permitirán hacer lo que se conoce como check-in online antes de llegar a la oficina. Esto te permitirá ahorrarte las colas que se suelen formar a la hora de la recogida. ¡Tenlo en cuenta!

8. Descarga Campermate y otras app útiles para tu road trip por Nueva Zelanda

El mejor consejo para viajar a Nueva Zelanda en furgoneta que te podemos dar es que cojas ya tu móvil y te descargues Campermate. ¡Esta es la biblia de un road trip por Nueva Zelanda! En serio, aquí aparece absolutamente todo lo que necesitas saber para viajar por el país. Podrás ver qué campings hay (gratuitos o de pago), el estado de las carreteras, dónde están los baños públicos más próximos, dónde puedes ducharte, dónde conseguir wifi, dónde están los puntos de información, sitios para comer, qué ver y qué hacer… ¡La lista es infinita! Además, como todo el mundo lo usa, podrás ver reseñas recientes de otros usuarios. Si ves que no vas a tener datos móviles, lo mejor es que te descargues el mapa, pues podrás consultar la app offline.

Dentro de todas las aplicaciones para viajar, también te recomendamos descargar Maps.me y el mapa de Nueva Zelanda. De esta manera, aunque no tengas cobertura, nunca estarás perdido.

9. Descubre cómo conseguir internet durante tu viaje en furgoneta por Nueva Zelanda

Ya sea por estar conectado con la familia o por transmitir tu road trip por Nueva Zelanda en Instagram, quizás te preocupa el tema de internet. Don’t worry! Aunque en la mayoría de campings (de pago), podrás conectarte durante un período de tiempo limitado, también podrás hacerlo en los centros de información iSite (aquí tienes un listado), algunos centros comerciales y supermercados y en los restaurantes de comida rápida como McDonald’s o Burger King.

Si quieres la opción segura y cómoda, pero más cara, compra una tarjeta SIM de la compañía SPARK. La red es la mejor del país y, además del paquete de datos que hayas comprado, podrás conectarte a la red wifi de las muchas cabinas que hay distribuidas durante el país. Contarás con 1 giga al día gratis.

10. Procura llegar pronto a los campings y busca buen sitio

En Nueva Zelanda hay un montón de campings y sitios para pernoctar de manera gratuita, pero los mejores se acaban rápido, sobre todo si no hay que pagar nada y están en sitios increíbles como el lago Pukaki. Así, es aconsejable que no te duermas mucho y que guardes tu sitio. En el caso de que sea un holiday park (camping de pago), puedes ir antes, pagar el importe correspondiente y luego marcharte para seguir explorando, así tendrás guardada tu plaza.

Por otro lado, al llegar a un sitio, fíjate cómo se distribuyen el resto de campistas. Lo mejor es buscar un terreno nivelado, en una zona más o menos protegida del viento (ojo, si hay tormenta o mucho viento es mejor apartarse de los árboles) y no muy lejos del baño, pero tampoco muy cerca para que no te moleste el trajín de gente entrando y saliendo.

11. ¿Cómo hago para ir a baños y ducharme?

Si vas a hacer una ruta por Nueva Zelanda en furgoneta que no sea self-contained, no vas a tener problemas. Vas a alucinar con la cantidad de baños públicos que hay en todo el país, los encontrarás gracias a Campermate. De igual manera, los neozelandeses también lo ponen fácil si quieres asearte. La mayoría de piscinas públicas permiten que te duches en sus instalaciones por un par de dólares. Por supuesto, en los holiday parks también encontrarás duchas calientes. Puedes obtener todos estos datos en Campermate filtrando por el apartado de duchas.

12. Ahorra en gasolina y lleva lleno el depósito siempre que puedas

Ojo, no hay tantas gasolineras como podrías pensar. Por ello, un buen consejo para viajar a Nueva Zelanda en furgoneta es que procures mantener el depósito medianamente lleno. Además, es recomendable poner gasolina en los pueblos y las ciudades grandes, porque suele ser más económico que hacerlo en ciudades despobladas o lugares muy turísticos. Apunta este dato: hay una app llamada Gaspy, que te permitirá ver el precio de la gasolina y el diésel en las gasolineras más cercanas.

gasolina en Nueva Zelanda

13. Compra en supermercados, tus mejores aliados en un viaje por Nueva Zelanda en furgoneta

Una de las mejores maneras de ahorrar en un road trip por Nueva Zelanda es comprar tu propia comida en el supermercado y cocinar. Existen varias cadenas de supermercados a buen precio en el país que, además, suelen dar descuentos para gasolina si superas un importe de compra. PAK’N SAVE y New World suelen ser las más baratas e, incluso, podrás hacerte una tarjeta cliente para obtener algún descuentillo. Procura llenar tu despensa todo lo posible, así ahorrarás tiempo y dinero, ya que en los pueblos más pequeños y turísticos es más caro.

En Nueva Zelanda están prohibidas las bolsas de plástico (¡BRAVO!). Además de llevar tu propia bolsa de tela, una buena idea es hacerse con un par de cajas de cartón. Así podrás transportar tu comida y almacenarla de manera más sencilla en tu furgoneta.

Por cierto, el agua es potable en Nueva Zelanda. Aprovecha para rellenar tus botellas y así ahorrarás dinero y ayudarás al medio ambiente.

Finalmente, si estás pensando en traer comida a Nueva Zelanda desde otros países, ¡ni se te ocurra! Los controles de aduana son muy estrictos y está prohibido introducir casi todo tipo de alimentos.

super mercado barato en Nueva Zelanda

14. ¿Cómo hago con la electricidad?

Muchas autocaravanas tienen generadores que duran unas cuantas horas y después se apagan, entonces, ¿cómo haces con el tema de la electricidad? En el caso de que no vayas a dormir cada día de tu viaje en furgoneta por Nueva Zelanda en un camping de pago, donde puedes recargar tus dispositivos en tu propio vehículo o los enchufes de las zonas comunes, tienes que usar tu imaginación. El consejo más básico que podemos darte es que lleves una batería externa para cargarlos. Además, será interesante que lleves un cargador para enchufarlo en el mechero del coche o furgo e ir cargándolos mientras estáis en movimiento. En el caso de que te quedes desconectado, siempre puedes recurrir a ir a tomarte algo o comer a un restaurante de comida rápida tipo McDonald’s, donde suele haber enchufes.

15. Lava la ropa en las lavanderías

No hace falta que vayas cargadísimo con ropa para un road trip por Nueva Zelanda. Encontrarás lavadoras en casi todos los campings y también hay laundry en casi cada pueblo que visites. Además, si hace buen tiempo, siempre puedes lavar tu ropa a mano y colgarla en el exterior de tu furgoneta.

16. Lleva tarjetas que te permitan pagar sin comisión

El pago con tarjeta está extendisímo por Nueva Zelanda, así que no será necesario que lleves mucho efectivo para cambiarlo a dólares neozelandeses. Lo que nosotros te aconsejamos es que lleves una de estas tarjetas para viajar, con las que podrás reducir al mínimo las comisiones, y que te olvides de sacar en los cajeros. La mayoría de ellos cobran comisión por extraer dinero.

17. Estudia las normas de seguridad vial y conduce con precaución

Aunque es de sentido común, uno de los consejos más importantes para viajar a Nueva Zelanda en furgoneta, autocaravana o coche es que estudies con detención las normas de seguridad vial. Por ejemplo, el límite de velocidad es de 100 kilómetros por hora en carretera y 50 kilómetros por hora en ciudad. Existen muchos radares, así que no te confíes.

Por otro lado, aunque en la mayoría del país no hay carreteras de peaje, ¡ojo! En los alrededores de Auckland, en las carreteras que van al norte, sí que los hay. Consulta los tramos en esta página web del gobierno y acuérdate de pagarlos online en el plazo indicado para no tener una sorpresa después.

itinerario en furgoneta por Nueva Zelanda

18. Obtén tu permiso internacional de conducir

En el 99% de los casos lo necesitarás para alquilar un vehículo en Nueva Zelanda. Sigue los pasos en esta guía sobre cómo conseguir el permiso internacional de conducir.

19. Aparca en zonas habilitadas

Si vas a visitar alguna ciudad, tendrás que aparcar tu vehículo. Aunque en algunas ciudades grandes, en el centro urbano, los aparcamientos son de pago, en la mayoría lo que suele ocurrir es que hay un límite de tiempo para aparcar de manera gratuita. El tiempo máximo que puedes permanecer suele estar indicado en una señal como esta:

20. Sé paciente, en Nueva Zelanda “las carreteras son diferentes”

En Nueva Zelanda, además de conducir por el lado izquierdo, las carreteras son distintas al resto del mundo y, conscientes de ello, incluso hay señales en los arcenes que lo indican. Muchas carreteras en ambos lados de la isla son de un simple sentido, así que hay carriles para que los demás coches te adelanten (passing bay/passing lane) y muchos puentes de un solo sentido.

No te fíes tampoco de las distancias. Aunque los atascos no son comunes, las autovías no son comunes y tardarás en llegar más de lo esperado. Sé paciente y conduce con precaución.

21. Vigila el clima durante tu viaje en furgoneta por Nueva Zelanda

Dicen que en Nueva Zelanda pueden darse las 4 estaciones en un mismo día, ¡y lo hemos comprobado! Aun así, nunca está de más estar pendiente del clima a la hora de viajar por Nueva Zelanda en furgoneta. Consulta la página oficial y, sobre todo, presta atención en los meses de invierno, por si ha habido alguna avalancha o desbordamiento y se hayan cortado algunas carreteras. Esto también es importante a la hora de planificar una ruta de senderismo, pues en ocasiones se cortan los caminos por imprevistos causados por la meteorología. Tal es el caso del Tongariro Alpine Crossing en cualquier época del año.

consejos para un buen road trip en autocaravana en Nueva Zelanda

22. Contrata un buen seguro de viajes

Y, para acabar, aunque no menos importante, una de las claves en un road trip por Nueva Zelanda es viajar seguro con una buena póliza, como en las que IATI Seguros te ofrecemos. Si estás pensando en hacer senderismo, echa un vistazo a este artículo sobre los seguros de viaje de trekking y no te la juegues.

 Artículo escrito por Claudia Rodriguez de Solo Ida

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies