Camboya Sonríe, proyecto apadrinado por #compromisoIATI

Como cada mes en IATI, con nuestra iniciativa #compromisoIATI, queremos dar a conocer diferentes proyectos e iniciativas que comparten el espíritu solidario de IATi y que tenemos el inmenso gusto de apoyar. Hoy es el turno de la ONG “Camboya Sonríe”, que hace un extraordinario trabajo brindando ayuda en diferentes aldeas de Camboya.

Camboya Sonríe ONG

¿Cómo nació “Camboya Sonríe”?

La historia de Camboya Sonríe empieza años atrás cuando Alejandra Borrell, amante de los viajes, se encontraba inmersa en su ruta por Sudeste asiático. Alejandra fue combinando diferentes voluntariados y proyectos de cooperación internacional mientras intentaba decidir qué hacer con su futuro profesional.

Fue en un hotel de Siem Reap, la capital de Camboya, donde conoció a Bear Chamnan. Con el que más tarde iniciaría el proyecto conocido como “Camboya Sonríe”.

Movida por su gran curiosidad, Alejandra le pidió a Chamnan que la llevará a conocer la pequeña aldea en la que él impartía clases de inglés a niños de entre 6 y 12 años. Rápidamente, ella, se sintió movida a poner su granito de arena y empezó a ayudar involucrándose en el refuerzo en la educación a esos niños que no conseguían llegar al nivel medio de la clase. Semanas después, Alejandra acompañó a Chamnan a una aldea lejana a la que él acudía frecuentemente para llevar leche en polvo a un niño huérfano. Ahí conoció la historia de un pequeño que cada día caminaba más de una hora para poder llegar hasta su colegio y continuar así con su formación educativa. El profesor estaba intentando reunir fondos para comprarle una bicicleta y, cuando Alejandra se enteró, no se lo pensó dos veces y los tres se subieron en la moto para ir a comprarla.

La sonrisa de máxima felicidad del niño volviendo del colegio en su bicicleta fue lo que inspiró a Alejandra Borrell a crear “Camboya Sonríe”, una ONG que trabaja para ayudar a decenas de niños a tener un futuro mejor.

Camboya Sonríe ONG

¿Qué hace “Camboya Sonríe”?

En las zonas rurales en las que “Camboya Sonríe” actúa, se detectó un alto nivel de absentismo escolar. Por ello, una de las primeras líneas de intervención es combatirlo y ayudar también a escolarizar a aquellos niños cuyas familias no pueden hacer frente a los costes.

Por otro lado, la ONG está ayudando a los estudiantes a abrirse un camino laboral una vez completados sus estudios, tanto en la capital Seam Reap como a través de acuerdos con diferentes hoteles cercanos a sus aldeas. Gracias a las donaciones de socios y empresas privadas, se han podido también construir instalaciones destinadas a los niños y niñas tales como baños, bibliotecas y clases, ya que en la mayoría de ocasiones éstos estudian al aire libre.

Paralelamente al proyecto principal, “Camboya Sonríe” apoya también a familias en situación de extrema pobreza que necesitan un apoyo rápido dada su situación de emergencia.

Camboya Sonríe

IATI con “Camboya sonríe” #compromisoIATI

Desde IATI damos difusión a proyectos como este, promovidos por personas inquietas, que a través de sus viajes han descubierto su manera de hacer de este un mundo mejor; y contribuimos a que tanto ellos como los voluntarios, que se acercan a dedicar parte de su tiempo a estos proyectos y a difundirlos, viajen de manera segura.

Si te gusta el proyecto, no dudes en apoyarlo, colabora!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies