Entrevista Miquel Silvestre | Diario de un nómada

Hoy entrevistamos a un nuevo viajero Iati, Miquel Silvestre que empieza ahora una gran aventura asegurado por nosotros junto a su equipo. Si quieres saber más sobre su viaje click aquí

– ¿CUANDO Y CÓMO SURGIÓ ESE AMOR POR EL MOTOR Y LOS VIAJES?

El amor por las motos lo tengo desde niño. Mi padre era motorista y a los 8 o 9 años me regalaron una Montesa cota 25, una motocicleta infantil. Desde entonces, las motos han estado siempre presentes en mi vida. El amor por los viajes y la aventura lo adquirí leyendo obras épicas como La Anábasis de Jenofonte sobre la expedición del 10.000 mercenarios griegos a Persia, obras costumbristas y magistrales como Viaje en autobús de Josep Pla, o textos magistrales de periodismo como Un día más con vida de Kapucinski. En cualquier caso han sido los libros los que me han llevado al viaje y no el viaje a los libros.

iati-miguel-silvestre

-¿CUÁL ES EL PAÍS QUE MÁS TE HA SORPRENDIDO? ¿POR QUÉ?

Israel. No es ni mucho menos ni el más bonito ni el más atractivo ni el más agradable, pero su mapa está escrito en la Biblia y recorrerlo es algo que impresiona y conmueve. Leer carteles de carretera que dicen Nazareth, Jerusalén o Belén no puede dejarte indiferente.

parado-en-la-arena

-DIME TRES LUGARES QUE TE HAYAN IMPACTADO Y TRES MOTIVOS

El Gran Cañón del Colorado porque te devuelve a tu insignificancia de hormiga en el universo, el monumento de Magallanes en la isla de Mactán porque supuso culminar mi objetivo de ser el primer español en llegar a Filipinas en vehículo rodado en 450 años desde su descubrimiento y la ciudadela de Erbil porque me demostró que los telediarios mienten: yo estaba en Irak y nadie me había matado.

miguel iati seguros

-¿QUÉ 3 COSAS NO PUEDEN FALTAR EN TU EQUIPAJE?

Cámara de fotos, ordenador y tapones para los oídos.

– ¿LA ANÉCDOTA MAS GRACIOSA?

En la frontera de Zambia y Zimbabwe no había simpatía ni voluntad de hacerme las cosas fáciles. Solicité un permiso temporal de importación para mi moto. El oficial de policía responsable me atendió en un cuarto cerrado. Estábamos solos. Explicó que mi documento no servía allí, que su país no lo reconocía, que yo debía ofrecerle un título oficial que demostrase mi propiedad ya que la moto podía ser robada.

Con la insolencia del desesperado, insistí en mi propósito de llegar hasta Ciudad del Cabo. El agente cambio de lado el palillo de dientes y me observó desde el otro lado de la mesa. Por fin masculló que dejarme pasar le resultaba muy difícil.

—Tal vez si usted me ayuda, yo pueda ayudarle a usted—sugerí.

El tipo me escrutó.

— ¿De cuanto es la ayuda de la que estamos hablando?

Propuse entonces resolver aquel litigio con la intermediación de un ex presidente norteamericano. ¿Qué tal Andrew Jackson? Al policía le pareció insuficiente. Prefirió a Ulises Grant. Trato hecho. Y así fue como me ayudó a pasar aquella difícil frontera el décimo octavo presidente de los Estados Unidos, cuyo barbado rostro adorna los billetes de cincuenta dólares. El pobre Jackson, que aparece en los de veinte, demostró un poder de convicción mucho más endeble.

viajero iati

-¿VIAJAS CON SEGURO DE VIAJE? ¿POR QUÉ?

Tengo gente en casa que me quiere y saber que llevo un buen seguro les da confianza.

-¿QUÉ TE GUSTARÍA DECIR A QUIENES NO SE HAN LANZADO A DESCUBRIR EL MUNDO?

Que no se crean los informativos y que salgan a ver el mundo por sus propios ojos. Aprenderán quienes son y de lo que son capaces.

viajar en moto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR